CRÓNICAS, ARTÍCULOS Y ENSAYOS

Todo lo publicado en  ARISTOS INTERNACIONAL está sujeto a la ley de propiedad intelectual de España
Octubre  2.019  nº 24
La Dirección no se responsabiliza de las opiniones expuestas por sus autores. 
Estos conservan el copyright de sus obras

AL SERVICIO DE LA PAZ Y LA CULTURA HISPANO LUSA

 

COLABORAN: Carlos Benítez Villodres (Málaga-España)…Lola Benítez (Málaga-España) …Amado Blanco Pedrero (México)…Hugo L. Bonomo (Argentina)…Antonio Camacho Gómez (Argentina)…José Álvaro Crespo Rodríguez (Pinar del Río-Cuba) …Adrian N. Escudero (Argentina)…Eunate Goikoetxea (Alicante-España)… Jorge Bernabé Lobo Aragón ( Argentina)…Ángel Medina (España)…

CONVIVENCIA
Carlos Benítez Villodres
Málaga (España)
(Del libro EL VUELO DEL RUISEÑOR. Editorial “Granada Club Selección”. Molvízar, Granada, 2018)
“Convivencia, dice Enrique Rojas, es tolerancia y respeto del espacio del otro. Es el arte de hacer la vida fácil, sorteando con garbo las dificultades del trato”. Basándome en las palabras del psiquiatra deduzco que la convivencia familiar es la participación natural, en lo común, de un grupo de personas con lazos consanguíneos directos y con un trato afectivo familiar, cuya existencia permite el bienestar y desarrollo en la vida personal y familiar.
Cualquier miembro adulto de una familia sabe que la convivencia familiar entraña per se una complejidad extraordinaria. Debido, pues, a ese complexo y a la perturbación conductual de uno o de los dos pilares que son base y sostén de la familia, la convivencia entre ellos enferma. Patología esta que, si se cronifica y se agrava con el paso del tiempo, será causa de muerte para la armonía de vida en familia, es decir, cuando el amor recíproco de los esposos se debilita y desaparece, origina esta lamentable realidad.
Generalmente, la falta de madurez en especial la afectiva, de respeto, de libertad…, en uno o en ambos cónyuges, son las causas primigenias de esta enfermedad incurable en la mayoría de los casos. Por ello, cada año aumenta el número de los fracasos matrimoniales, lo cual conlleva un crecimiento de las parejas y familias rotas. Esta situación, a veces no deseada por la pareja, genera un amargor, un desencanto, una desdicha… que, inconscientemente, cada uno, incluido los hijos, si los hay, extrapolan e impregnan al mundo que los rodea.
El amor, que lo es todo para la convivencia conyugal, hay que cuidarlo, trabajarlo cada día con suma entrega y generosidad. ¿Cómo? Venciendo ese egoísmo devastador que arroja al ser humano a los abismos de la más terrible soledad y de la desesperanza; atendiendo, con mimo, los detalles que satisfacen a la persona con la que convivimos; dialogando con nuestra pareja sobre cualquier tema especialmente aquellos que pueden repercutir favorable o desfavorablemente en la comunión de los dos esposos, ya que cuando una pareja no tiene nada que decirse, aparece en uno o en los dos cónyuges la necesidad de buscar otro camino, otra persona con quien compartir su vida, en definitiva, pensando en nuestro ser amado antes que en nosotros mismos. No olvidemos nunca que cuanto más viejo es el árbol del amor más cuidados, más mimos necesita.

PREMIOS NOBEL DE MEDICINA
HALLAZGOS IMPRESCINDIBLES
Lola Benítez Molina
Málaga (España)
Que el oxígeno es imprescindible para la vida es algo totalmente obvio para todos los mortales, pero los recientes galardonados con el Premio Nobel de Medicina por sus avances científicos es algo que los convierte, a estas tres eminencias, en indispensables para la posteridad.
            El hombre, bien sabemos, desde que existe que siempre ha buscado los medios necesarios para su supervivencia y adaptación. Eso es evidente, pero aquellos que tienen inquietudes por ir más allá de lo conocido, y que dan gran parte de su vida en beneficio del resto de sus congéneres, entran dentro del rango que yo considero “héroes”. Esos héroes alcanzan los umbrales de la eternidad, en tanto en cuanto, serán siempre recordados por sus logros.
            Chapó para estos tres científicos, dignos de la más alta admiración: los estadounidenses William G. Kaelin y Gregg L. Semenza, así como el británico Peter J. Ratcliffe por sus estudios sobre medicina molecular.
            Según el Instituto Karolinska de Estocolmo estos tres científicos han logrado “identificar la maquinaria molecular que regula la actividad de los genes en respuesta a los niveles cambiantes de oxígeno”. Se trata, por tanto, de un descubrimiento apasionante que amplía las fronteras del conocimiento. Para el mencionado Instituto, estas tres eminencias “allanan el camino en el desarrollo de nuevas estrategias para combatir la anemia, el cáncer y muchas otras enfermedades”, al ahondar ellos en “cómo los niveles de oxígeno afectan al metabolismo celular y la función fisiológica”.
            “Durante mucho tiempo se desconocía cómo las células se adaptan a los cambios en los niveles de oxígeno”. Es tal la magnitud de la importancia del oxígeno en las células que una hipoxia mantenida durante más de cuatro minutos a nivel cerebral ocasiona daños irreversibles, de ahí la importancia de la actuación rápida y eficaz de las maniobras de Reanimación Cardio Pulmonar cuando se produce una parada cardiorrespiratoria.
            Ratcliffe ha logrado demostrar que “existe un sistema que mide y canaliza el suministro de oxígeno”.
            Para terminar un tema tan amplio y trascendental, recordar las sabias palabras de Louis Pasteur: “La ciencia no sabe de países, porque el conocimiento le pertenece a la humanidad y es la antorcha que ilumina al mundo. La ciencia es el alma de la prosperidad de las naciones y la fuente de todo progreso”.

HERNÁN CORTÉS RUMBO A LAS HIBUERAS
D. Amado Blanco Pedrero
(México)
Octubre vendría a ser un mes que pasaría a la Historia de México por los acontecimientos importantes que sucedieron durante la conquista, veamos: el día 15 de 1521 son sometidos a tormento Cuauhtémoc y Tetlepanquetzal untándoles aceite en la planta de los pies y en las palmas de las manos, acercándoles fuego que haría irresistible soportar ese infierno. Este tormento ejercido como presión para conseguir la declaración del lugar en donde supuestamente habían escondido los mexicas el tesoro de Moctezuma, habría de dejar tullidos a los jefes mexicanos, imposibilitando su caminar y las cadenas que les fueron puestas su libertad de movimiento. Sufrieron mucho durante el viaje a las Hibueras.
En octubre también se lleva a cabo la boda de doña Malinali con Juan Jaramillo, cuando menos eso indica una placa que está colocada en ese bello lugar llamado La Herradura en el pueblo de Huiloapan de Cuauhtémoc, en el bello Estado de Veracruz. Oficiaron la misa los frailes franciscanos Juan de Tecto y Juan de Ahora, quienes fallecerían durante el viaje en condiciones desastrosas.
Mucho se ha escrito sobre este viaje del conquistador Hernán Cortés a Honduras, sale de la Gran Tenochtitlán el 12 de octubre de 1524, llevándose a Cuauhtémoc y a su primo Tetlepanquetzal, señor de Tacuba, entre otras grandes personalidades mexicas. Entonces yo me pregunto: qué razón tuvo el conquistador para llevarse a estos personajes? Sabemos que después del tormento a que fueron expuestos ya no se recuperaron físicamente, quedaron tullidos (como lo mencionamos líneas arriba) y por lo mismo imposibilitados para hacer un viaje de esa envergadura, y como la historia oficial no se ha abierto a nuevas razones, nos hemos dedicado a repetir lo que escribiera Bernal Díaz del Castillo, López de Gómara (quien nunca puso un pie en América), José Luis Martínez, y muchos otros.
Cortés pudo haber matado a los “principales mexicas”, y nadie le hubiese reclamado nada, es más, si los matan en Tlaxcala se lo hubieran agradecido. El conquistador era muy poderoso, le fuerza de sus contrincantes habían sido reducidas a su mínima potencia. No podemos pensar que se llevaba a los presos para evitar una revuelta, cuando ya no podían hacer ni un simulacro de guerra.
El ejército variopinto de Cortés tendría el viaje muy pesado; lamentablemente no se conoce en qué condiciones viajaba Cuauhtémoc el último Tlatoani mexica, se supone que era transportado por un tameme (cargador). Había quedado tullido lo que lo imposibilitaba para iniciar combate alguno, por eso no se puede creer lo que dice la historia oficial.
En el sureste mexicano y toda la parte guatemalteca, el viaje fue un suplicio para el tlatoani mexica, pasar ríos que eran caudalosos era exponer la vida, y seguramente el miedo a morir lo acompañó por todo ese trayecto.
Ríos como el Papaloapan, Coatzacoalcos, Tonalá, Mezcalapa, Grijalva, Chacamax y Usumacinta, hace cerca de quinientos años seguramente eran muy anchos y profundos, actualmente algunos de ellos son de poca profundidad, hay zonas en donde la lluvia no es tan fuerte y la cantidad de agua que debió haber caído allá por 1524-1525, hoy se ha reducido alarmantemente. En verdad que es preocupante como ha disminuido el nivel de los ríos.
Los ríos que para poder pasarlos, según las fuentes dicen que hubo necesidad de construir un puente de novecientos treinta y cuatro pasos, otro que necesitó de mil vigas y esos son puentes enormes. Alguien comentó años después que había conocido estos puentes y que eran magníficas obras, por supuesto, hoy en día no queda nada de eso y lo que es peor, no se conoce en que ríos se construyeron, unos investigadores mencionan que fue en el río Tonalá y otro menciona que fue sobre el Mezcalapa. La verdad  es que haya sido en cualquiera  de ellos, lo más interesante es conocer los días que se llevaron para construirlos, toda vez que había que cortar árboles, quitarles las ramas y prepararlos para ensamblarlos ya que no se utilizaban clavos en esa época. No cabe duda que de ser cierto fue todo un alarde de ingeniería porque estos puentes se construyeron en menos de una semana, de los contrario no sería posible cubrir esa enorme distancia y con las condiciones del camino en tan corto tiempo.
El corto tiempo en que recorrieron más de mil kilómetros en un camino anegado, selvático y con poco alimento hacen de Cortés y sus hombres heroicos, no es fácil caminar entre árboles en zonas oscuras porque no penetraban los rayos solares. Del 12 de octubre de 1524 al 28 de febrero de 1525 que es cuando ahorcan a Cuauhtémoc y al señor de Tlacopan hablamos de 136 días, menos diez días de descanso el día de la boda, menos diez días en su estancia en Coatzacoalcos, menos 20 días perdidos en la selva tabasqueña, menos 20 días esperando a que construyeran los puentes, nos quedan 76 días para recorrer tan grande distancia.
El viaje a las Hibueras Cortés lo calificó como un desastre, un viaje inútil, pero fue el pago a su desmedido interés por el oro y la plata, Cuauhtémoc en cambio sabía que la muerte le esperaba en alguna parte del camino porque no encontrarían el mencionado tesoro de Moctezuma.

 

LAS COSAS POR SU NOMBRE
Hugo L. Bonomo. (Argentina)
¿CAZA Y PESCA DEPORTIVA?

Defendemos la deportividad como esencia del deporte y lo que ello implica.
La era moderna considera a los deportes como resultado de la educación física y como medio de formación de la persona, contribuyendo a un desarrollo, afianzando su voluntad, agudizando los sentidos y, enseñándole a ser condescendiente en la victoria y generoso en la derrota, ennobleciendo su espíritu y forjando, en él, lo que se denomina Espíritu Deportivo.
La práctica del deporte es una actividad exclusivamente humana, ya que no se registran actividades similares en otras formas de vida animal.
Dentro de la actividad deportiva se pueden realizar confrontaciones entre uno o más deportistas que participan de una competencia, entre aquellos  que persigan el mismo objetivo, al mismo tiempo y bajo las mismas condiciones. Tan es así que, en deportes tan violentos, como el boxeo, se definen categorías, por peso de los contendientes, para asegurar la imparcialidad y la equidad de la competencia.
La competición deportiva, se entiende siempre como leal y noble ya que dentro de las reglas y normas a cumplir siempre se pone por delante el juego limpio, el honor y el respeto por el contrincante.
SportAccord es la organización que agrupa a todas las federaciones y asociaciones internacionales relacionadas con el deporte, y dentro de sus premisas, leemos:
El deporte propuesta debe incluir un elemento de competencia.
El deporte no debe depender de ningún elemento de la suerte
El deporte no debe ser perjudicial para ningún ser viviente.
Evidentemente hay principios que no están presentes en algunas actividades llamadas deportivas, que difieren según las geografías y las culturas.
Incluso se llega a incluir a la caza y la pesca entre los deportes, lo cual resulta incongruente e irónicamente cruel. No es, en ningún caso, una competición de igual a igual, ni los “contrincantes” del pescador o cazador participan voluntariamente. Siempre ganan y pierden los mismos.
No hay más que repasar someramente las cifras de animales abatidos en cada temporada para deducir que la balanza está descompensada y que este cruel, mal llamado “deporte”, provoca graves desequilibrios en nuestros ecosistemas.
Leo el concepto de un país evolucionado de Europa:
La caza y la pesca antiguamente eran actividades necesarias para la supervivencia, al igual que en algunas sociedades actuales. Hoy día y entre nosotros, la caza y pesca, llamadas deportivas, no son más que otra manifestación de la violencia que el ser humano descarga contra el resto de los animales.
Dice Ortega y Gasset, «La caza es todo lo que se hace antes y después de la muerte del animal. La muerte es imprescindible para que exista la cacería».
Los animales  -al igual que las personas-  son seres sensibles y con derechos, no meros objetos que pueden ser tiroteados, heridos y muertos sin remordimientos. La caza y la pesca, por el contrario, fomentan la idea de que los animales existen para nuestro uso y disfrute y perpetúan la agresión a seres inocentes que nos han hecho nada.
Muchas veces se tiene una visión “idílica” de este tipo de actividad, ya que se relaciona con la naturaleza; como si los animales no fuesen parte de ella. Pero lo cierto es que esta pesca, llamada deportiva, tiene poco de idílica para los peces que son víctimas de ella. Los peces atrapados mueren asfixiados al salir del agua tras haber sufrido una grave mutilación debido al anzuelo en una de las partes más sensibles de su cuerpo. Devolverlos al agua tras haberles “pescado” no evitará el daño ya provocado, al igual que ocurre con la pesca comercial, muchos mueren debido a las consecuencias de las heridas producidas en la boca, que les impide comer.
Es posible disfrutar plenamente de la naturaleza sin perjudicar a nadie; podemos pasear, hacer todo tipo de deportes, sacar fotografías, etc.
Los cazadores y pescadores aseguran disfrutar y ser amantes de la naturaleza por el hecho de salir a abatir o pescar piezas los fines de semana. En realidad se trata, en una gran mayoría, de personas de procedencia urbana, alejadas de la naturaleza, sin lazos sentimentales con ella, y tienden a malinterpretar su valor.
No soy extremista, y acepto que haya gente, mientras no evolucione la mentalidad humana, que disfrute con la pesca y la caza, pero creo que todo lo que implique heridas o muerte de un ser viviente (y, como incongruencia, opuestas a su voluntad) no puede ser llamado deporte.
Los pescadores y cazadores pueden seguir con su cruel entretenimiento, que, para ellos, puede ser una actividad recreativa; pero nada más. Deporte; nunca.

MI RELACIÓN CON ZAPATA GOLLÁN
(70º Aniversario hallazgo Ruinas SANTA VIEJA LA VIEJA – Argentina)
Antonio Camacho Gómez
(Santa Fe-Argentina)
    En aquel tiempo era jefe de Cultura de este diario, lo cual me permitía entrevistar a cuanto personaje venía a Santa Fe fueran embajadores, como los de Inglaterra y Japón, escritores de la talla de Jorge Luis Borges, historiadores, pintores de la valía de Raúl Soldi, que pintó la cúpula del Teatro Colón  y científicos de la categoría de Bernardo Houssay, premio Nobel de Química. Sin olvidar, único periodista que lo consiguió, el reportaje a un ministro de Relaciones de Italia que pasó por esta capital cual un meteoro y estuvo brevemente en la Asociación de Socorros Mutuos “Unión y Benevolencia Dante Alighieri”. Esto por citar algunos que llegaron a esta ciudad con un curriculum impresionante. Y, por lo tanto, también me vinculé con los intelectuales locales en varias disciplinas y, entre los investigadores del pasado santafesino, con don Agustín Zapata Gollán, cuyo setenta aniversario de su histórico hallazgo de los restos de Santa Fe la Vieja, acaba de cumplirse y al cual se han referido varios miembros de la Junta de Estudios Históricos, presidida por mi apreciado Alejandro Damianovich, con el que tuve el agrado de compartir una de las más importantes comisiones directivas que ha tenido la Sociedad Argentina de Escritores, filial Santa Fe -durante muchos años integré la S.A.D.E. de Buenos Aires- y en la que figuraba también el reconocido autor Gastón Gori y un prestigioso constitucionalista, político y abogado Salvador Dana Montaño (Autor de obras como “La crisis argentina. Educación común y superior”).
    El hecho fue que, desde un principio, en el Museo de Estudios Etnográficos y Coloniales por él fundado y en el que cierta tarde me invitaron a intervenir en un recital de lo logrado propósito, la empatía con don Agustín, hombre austero y reflexivo, de fuerte carácter, fue inmediata. No podía ser de otra manera entre un hispanista a toda prueba que investigó en el Archivo de Indias de Sevilla, la capital de Andalucía, además de frecuentar el famoso archivo del reino de Simancas en la provincia de Valladolid, y un hijo de la región del sur de España que, según Federico García Lorca, era el ombligo del mundo.
    Recuerdo con nitidez increíble que, en una de sus visitas a la tranquila sede del museo, le pregunté: “Don Agustín, ¿volvería usted a España?”. Y el autor de “La urbanización hispanoamericana en Río de la Plata” y de “El Chaco Gualamba y la ciudad del Bermejo”, libros que me regaló, contestó mientras bajábamos las escaleras de acceso a su despacho: “Mañana mismo, si pudiera”.
   Aunque no he leído nada al respecto en este aniversario, el descubrimiento de Zapata Gollán no fue un camino de rosas por distintas circunstancias, entre ellas, las dudas que manifestaron sobre el  particular algunos historiadores porteños. Pero no obstante los sinsabores, la verdad se impuso y hoy las ruinas de aquella primigenia Santa Fe fundada por Juan de Garay y con el aporte de mancebos de la tierra, con los restos entre otros de Hernando Arias de Saavedra y esposa, se muestra con los trabajos posteriormente realizados, como un lugar de rica enseñanza para estudiosos y visitantes de toda índole.
   No quiero concluir esta emotiva recordación y, según referencias, que ya anciano, don Agustín se quejaba de que si bien tenía muchos diplomas y reconocimientos la soledad lo abrumaba y no tenía quien le acercara una taza de té. No es ninguna novedad teniendo en cuenta lo acontecido con grandes nombres, artistas y escritores, en este mundo de olvidos e injusticias. Aunque en el caso que me ocupa no puedo dejar de reconocer que mi conocido y reconocido escultor Roberto Favareto Forner lo auxilió en momentos difíciles y después de un largo período de acompañamiento en las tareas propias de don Agustín.

 
José Álvaro Crespo  Rodríguez
Pinar del Río- Cuba
¿Quién decide sobre la vida y la muerte…?
Estas revoluciones científico-técnicas han marcado el existir de nuestra era. La globalización y alcances  de ese instrumental  y su ilimitado poder, intrínsecamente vinculado al hombre desde formas antropocéntricas de expresión en sus relaciones con la Naturaleza, (-herencia del modelo de sociedad occidental-) le han hecho también percibir los irreversibles daños  al entorno social y natural donde vive y actúa, paradójicamente, con el uso y abuso de esos medios.
Procesos irreversibles como la degradación de los suelos y las desertificaciones, las pérdidas de biodiversidad tanto en el medio acuático como terrestre, la contaminación de la biosfera (suelos, aguas, aire..,), el agotamiento de la capa de ozono…, evidencian los grandes cambios hoy y pronostican otros nuevos en la naturaleza, dada la aparente ignorancia con que Hombre ha actuado frente a Quien le ha provisto y amparado durante toda su existencia.
Estas realidades han dado lugar a profundas inquietudes éticas y vaticinios apocalípticos.
 Hoy se llevan a cabo en todos los países del orbe,  debates y reflexiones desde foros científicos, sociedades civiles y comunidades religiosas de diversa índole,… para responder, quién en realidad decide sobre la vida y la muerte de los seres humanos, deseosos de generalizar el respeto perdido por la dignidad humana; debates y reflexiones por encontrar una Legislación Global que fije límites a  las prácticas científicas, e incluso, a ciertas investigaciones y las necesarias transformaciones al modelo social imperante, a costa de no  dañar más al  hombre ni a la naturaleza…
Un nuevo paradigma en la relación del Hombre con el medio ambiente se perfila desde  la Bioética; disciplina que  abre nuevos horizontes a la comprensión del ser humano, de su indisoluble relación con su entorno natural de donde surgió y en definitiva al que devolverá entrópicamente la energía transformada desde él; que ¨ Asocia lo ecológico con lo humano como  CONDITIO SINE QUA NON de hacer posible y viable a todos una ética transformadora para la vida, para la cual son indispensables los datos de las ciencias biológicas..(10). En cierta forma, la propuesta Bioética destaca la emergencia del diálogo como proceso de horizontalización de los discursos, como herramienta para formular y resolver los nuevos y profundos problemas globales. Las relaciones de poder han impuesto una relación vertical: los que más saben, dominan a los que menos saben, y a toda la naturaleza. ¿Y quiénes son los que más saben?…
¿¨ Quién decide sobre la vida y la muerte de los seres humanos? preguntan todos hoy; en realidad la muerte nunca ha sido tan ¨ natural, ¨ el llamado reloj biológico de los humanos se ha visto siempre retrasado o adelantado por el ENTORNO y cultura vigentes. Baste pensar por ejemplo, en los más de 10 millones de personas que anualmente mueren según estadísticas de la ONU, como consecuencias directas de hambrunas, las guerras, la miseria, epidemias, cambios climáticos severos (terremotos, huracanes, erupciones volcánicas, maremotos…), accidentes diversos, los múltiples géneros de violencia contra grupos vulnerables (mujeres, niños,  etnias..), enfermedades incurables, las faltas de oportunidades sociales (igualdad de empleos, remuneración adecuada, salud, educación),….¿ son naturales esas muertes?…, ¿quién decide entonces sobre la vida y la muerte?. No es la Ciencia, que podría experimentar y fabricar más efectivos antibióticos e instrumentos de diagnósticos; no es la Agricultura como sector productivo de alimentos, capaz de producir en este espacio terrestre, bien administrado, suficientes productos para alimentar a tres planetas Tierra; no es la razón y la bondad humanas que podrían hasta  globalizar la solidaridad y las esperanzas de mejor vida en las relaciones..! ¡ NO..!, ¡ quien decide sobre la vida y la muerte, es ese poder antropocéntrico  secularizado, como gen vengativo, heredado de los modelos de sociedades de consumo exagerados, desequilibrando la capacidad regenerativa social y de la Naturaleza, modelos desarrollistas de despilfarros y ocios desmesurados con que ese oscuro poder decide sobre la vida y muerte de los  seres humanos, ese prístino poder de esquilmar al entorno para producir condiciones materiales de máximo bienestar y longevidad, desde el derroche incontrolado, solo dable para unas minorías  auto elegidas, quienes impiden, por todos los  medios y fuerzas y los avances de las ciencias  a su alcance, el compartirlas con las  mayoritarias poblaciones de la humanidad, ellos, son quienes impiden que esas condiciones sean para todos y se generalicen!..
 Los nuevos proyectos para enfrentar estos problemas globales desde los gobiernos, son concebidos siempre bajo la tutela antropocéntrica del entramado de poder (económico, social, jurídico, intelectual, moral,..)  y sus paradigmas.
 Se impone preguntar ¿quien ha determinado este contexto hoy?  Con gran frecuencia los expertos de diferentes disciplinas han coincidido en afirmar: la economía de mercado globalizada, es quien pone la hora final en el reloj biológico de las multitudes de habitantes con los  llamado hoy ajustes sociales (existentes siempre en toda sociedad) desde los menos, los que gobiernan los estados por fuerza y/o votos manipulados, quienes  han amputado y amputan los  presupuestos y atenciones vitales a sus  habitantes (salud, educación, alimentos accesibles a todos, controladores de diferentes Eutanasias sociales, enmascaradas en múltiples formas, con  que reducen las esperanzas de vida a sus relojes biológicos…,(12). ¡¡ Eh ahí quienes son los QUIENES..!: y que sustentan los proyectos de  muerte globalizada.
 La Eutanasia social siempre ha sido la solución que las minorías dignatarias utilizan como controles sociales a sus pueblos, háblense en el lenguaje que se hable, hoy con más modernos y sofisticados instrumentos científicos en sus manos; fue la solución de los pueblos salvajes y primitivos, como fagocitosis desde una ética antropológica, como la es hoy también, desde esa misma ética, pero más tecnocrática y globalizada.
Ese poder oculto tras intereses políticos e ideológicos, es quien dispuso del reloj biológico del mundo, con EL PROYECTO y la hora de ¨ muerte natural ¨ para los más desfavorecidos,  JUSTIFICADA por  los mas favorecidos…, ¿ quienes somos los más diversos, quienes  somos la Biodiversidad..?
¡ VAYA PARADOJA  DE NATURALIDAD Y NEUTRALIDAD  de estos potentados justicieros..!  

NO TODO ES QUE ESCRIBE VERSOS ES POETA…
PARTE DOS
Adrián N. Escudero (Santa Fe-Argentina)
“Crecen las palabras sin su sentido más preciso. Es/ Necesario encontrar la clave del poema.
¿Dónde está/ la belleza?”
Rubén Vela (Santa Fe, Argentina, 1928 – Buenos Aires, Argentina, 2018). 
   Por lo que afirmo entonces y como nuestro prosista rumano: «La prosa es la única poesía que deseo escribir» y “sólo escribo lo que en verdad quiero escribir”; algo de lo que he tratado de dar testimonio a través de mi modesta trayectoria literaria desde Santa Fe de la Vera Cruz (Argentina), y a segura herencia vernácula de Miguel Ángel Correa “Mateo Booz” (1881-1943) y Edgardo A. Pesante (1932-1988).
   Es que se ha escrito y se escribe, sobre todo hoy día con esto de la Internet, carradas de «poesías». Una experta en Literatura como la Dra. en Letras, Graciela Maturo (N. Santa Fe, Argentina, 1928. R. actualmente en Buenos Aires, Argentina), y «Personalidad Sobresaliente de la Academia Argentina de Letras – Año 2018», advierte acerca de los sentimentalismos y apresuramientos linguísticos que despojan al arte poético de su verdadera identidad. En tanto, el uruguayo Horacio Silvestre Quiroga Fortaleza (1878-1937), un prosista de aquéllos, también lo advierte en su “Decálogo del joven escritor, atacando incluso el exceso de adjetivaciones (cuestión opinable, porque todo debe girar no en “lo que se cuenta” sino en el “cómo se cuenta”), sugiere que no debe escribirse jamás bajo el imperio de la Emoción. El auténtico artista (artificio subjetivo valorativo de lo real), la deja morir y luego, intenta reconstruirla. Quiroga entonces afirma que quien alcanza ese objetivo, en verdad, sólo ha llegado en Arte, a mitad de camino… Para pensar, ¿verdad?
   De todos modos, y en correlato con el testimonio hispanoamericano de las plumas del colombiano Joseph Berolo Ramos, del peruano Hugo Garrido Chalén, del andaluz radicado en Argentina, Antonio Camacho Gómez, o del bonaerense argento Norberto Pannone, y de mis comprovincianos Graciela Maturo, Nora Didier, César E. Bisso, Oscar A. Agú, Horacio C. Rossi (in memoriam), Fortunato Nari, Lermo Rafael Balbi, Juan José Saer y Rubén Vela (in memoriam), Susana Valenti, Liana Friedrich, Zunilda Gaite, Mirta Gaziano, Marta Rodil, María Beatriz Bolsi, entre otros, así como la gran pléyade entrerriana sustentada en la prosapia poética de Leoncio Gianello (in memoriam), y enarbolada en la actualidad por Abel E. Schaller; digo que, muy recientemente y en el número semanal del BLOG  LITERARIO DE ASOLAPO-Argentina (Asociación Latinoamericana de Poetas y Narradores, op. cit.) publicado el sábado 17 de noviembre de 2018, pude constatar con beneplácito –sin olvidar que en números anteriores también emergieron vates de similar talla- los versos del sanluiseño Jerónimo Castillo (Argentina) y del medellino Jaime Vélez Ramírez (Colombia), el canto ruiseñor del alma de sinceros, vitales y talentosos Poetas. Poetas con mayúsculas. Porque, como gusto aclarar, ser Poeta (o Literato) es una forma de vida, y no el mero acto de escribir versos (o narraciones)… No es una ordenada –pautada o libre- y sucesiva acumulación de bellas metáforas sino la insinuación o expresión esencial de un hecho cotidiano, que puede radicar en el cuerpo, la mente y el corazón de una persona y/o de una sociedad, o del universo todo…
   Y el colega Mircea Cartarescu, lo expresa sin ambages según González Gómez, comentando en su comprensión del pensar del literato rumano que, según éste, la Literatura es como un credo al que hay que entregarse ciegamente, sin reparos.  Hay que ser una especie de fanático capaz de encerrarse a leer durante días y semanas hasta bordear los límites de la esquizofrenia, como la que el mismo Cartarescu sufrió en su juventud, o tener la abnegación, como la tenían los monjes durante la Edad Media, de pasar muchas horas escribiendo hasta olvidarse del mundo terrenal; o creer que los libros son una especie de medio mágico para interpretar los sueños, para conocer el futuro o cambiar de sexo. Así, sostiene González G., él mismo lo dijo en su discurso de recepción del Premio FORMENTOR DE LAS LETRAS (Feria de Madrid, España) y la promoción de su último trabajo: “El ala izquierda” –primera parte de la trilogía CEGADOR, publicado por Impedimenta-, el pasado setiembre: “(…) Creo en aquellos para los cuales la escritura es una religión practicada con devoción, en soledad, en aras de la alegría personal y de la búsqueda de uno mismo, no una manera de adquirir un status social, notoriedad, dinero y gloria”. Y sin embargo, su compromiso no termina allí. Cartarescu cree que cada libro es una extensión de su cuerpo, un órgano vital que lo mantiene vivo. Tanto que si no escribe, el suicidio aparece en su cabeza como un fantasma.
   De hecho, y a diferencia de tan inquietante prosista, mi postura sobre estas últimas apreciaciones es que, para el escritor, cada libro, si bien es una especie de extensión de su cuerpo (y mente), también lo es de su ánima, y más que un “órgano vital para mantenerse vivo”, lo entiendo como a una suerte de hijo espiritual engendrado –al igual que un ser humano- por el cruce cromosómico del Maná de la Palabra y de la Imaginación Creadora (que algunos atribuyen al mito de las Musas, y otros al sudor del trabajo perseverante e ilustrado que modela y afina el talento hasta devenir en oficio literario). Hijo que una vez engendrado, al desprender su cordón umbilical con el autor, pasa a tener vida propia hasta llegar incluso a ajeneizarse completamente de su hacedor.
   Visto de esta forma, uno entiende al libro como vital instrumento de servicio a los demás, en cuanto eso sí, nos permite el regocijo placentario de lo íntimo, al ayudar a conocernos tanto en su prefactibilidad como en su edición gráfica o virtual, para intentar crecer y ser el mejor… de nosotros mismos. O como que, “dando, se recibe”, en sentencia poética atribuida al genio de san Francisco de Asís. Y en tanto lo que interesa es hacer Literatura, escribiendo… literariamente; siendo para nuestro personal oficio la publicación, necesaria más no suficiente necesidad… Dicha conciencia del punto permite, en mi caso y en el de tantos otros, sobreponernos a la cruda realidad de lo costoso que implica editar lo escrito literariamente en todas las épocas. Y ello al margen de la polémica marketinera desatada entre el Universo Gütemberg y el Universo Internet…
COLOFÓN
   Es que en una época donde la enfermiza “Ideología de Género” pretende destruir las bases mismas –y no sólo de él- de nuestro inefable idioma español, debemos acentuar la defensa del mismo, tanto en la forma como en el fondo… De no, tendremos que esperar varios siglos o milenios hasta que aparezcan literatos de la talla UNIVERSAL de un Cervantes, Hernández (el de allá y el de acá), Lugones, Borges, Bécquer, Lope de Vega, Lorca, Asturias, Balzac, Kipling, Dostoievski, Tagore, Kafka, von Gothe, Poe, Víctor Hugo, Melville, Joyce, Tolstoi, Dickens, Gjellerup, Shaw, Mann, Mistral, Eliot, Le Guin, Dumas, Twain, Golding, Tolkien, Martin, Bradbury, Sturgeon, Lovecraft, Ballard, Unamuno, Jiménez, Cela, Paz, Flaubert, Quasimodo, Seferis, Carroll, Szymborska, Faulkner, Hemingway, Russell, Neruda, Grass (Berolo, Chalén, Maturo, Didier, etc., etc., etc., op.cits.), García Márquez, Vargas Llosa, Shonagon, Llosa, Fuentes, Darío, Alegría, Vallejos, A. Storni, Bajarlía, Pizarnik, Abraham, Dylan, Rowling, etc., etc., etc., entre los cabe contar indudablemente a todos –algunos de los cuales fueron mencionados precedentemente- aquellos literatos galardonados con el Premio Nobel de Literatura[2] (y en consciente a-cronología, pues los miles de libros que yacen en una biblioteca culta y responsable, y atosigada placentera y racionalmente sólo de los buenos, “no necesitan estar ordenados por países, épocas o lugares”[3]; buenos libros que son unos cuantos, a Dios gracias y haciendo realidad -pues nadie procede de sí mismo excepto Dios- la gracia[4] o talento –que no otorga ninguna fábrica o taller literario, según E. A. Pesante, op. cit.-  que el Hacedor sembró en ellos como administradores del Verbo)…[5]

LOS BACHA BAZI
Eunate Goikoetxea
Alicante-España
Los yihadistas utilizan la tradición de los bacha bazi para infiltrarse en controles policiales y asesinar a sus miembros.Mientras los Estados Unidos guardan silencio ante los abusos de niños en Afganistán.
La tradición ancestral afgana de los » bacha bazi», o niños bailarines, en la que los  menores son maquillados y vestidos con ropas femeninas y bailan para el placer de altos cargos para luego ser prostituidos al mejor postor, tiene los días contados. O, al menos, eso es lo que el Gobierno afgano espera tras aprobar una Ley que prohíbe y criminaliza esa práctica.
La tradición de los también conocidos como bacha bereesh (niños sin barba) se remonta a los tiempos en los que Alejandro Magno cabalgaba por Afganistán. Su prohibición supone un paso de gigante para los que luchan por los derechos de los niños en el país y para acabar con la lacra de la explotación sexual infantil.
El Gobierno afgano podría haber llevado a cabo esta medida hace años, tal y como muchas organizaciones no gubernamentales han venido exigiendo durante más de una década, pero la Administración del presidente, Ashraf Ghani, sólo ha decidido tomar cartas en el asunto a partir de las informaciones reveladas por la agencia AFP en junio de 2016 en las que probaban cómo los talibán están utilizado a los «bacha bazi» para infiltrarse eficazmente en los puestos de control y comisarías locales en las provincias de Uruzgan, Kandahar o Helmand, entre otras, para asesinar a sus miembros.
Por su parte, los talibán prohibieron esta práctica bajo pena de muerte cuando llegaron al poder en 1996, cosa que aumentó su popularidad entre los civiles y las familias cuyos hijos sufrían las consecuencias de una tradición muy popular entre los combatientes muyahidín que acababan de derrotar a la Unión Soviética. En 2001, cuando la coalición internacional y la Alianza del Norte reconquistaron el país, los «bacha bazi» volvieron con más fuerza que nunca.
La  Comisión Independiente de Derechos Humanos de Afganistán (AIHRC, por sus siglas en inglés) lleva años insistiendo en que a pesar de que la Ley afgana prohíbe la violación y la pederastia los ‘niños bailarines’ están excluidos de la misma, a pesar de sufrir «constantes violaciones físicas que los traumatiza de por vida con sentimientos pesimistas o de hostilidad y venganza», según un informe de la Comisión.
«Hasta ahora, la ambigüedad legal en el Código Penal afgano ha permitido que los perpetradores escapen y no sean condenados», explica el mismo informe. Asimismo, la Comisión se ha mostrado escéptica ante la nueva Ley porque «el Gobierno ha aprobado muchas leyes que luego no son aplicadas», acusando así al legislativo de Kabul de realizar leyes de cara a la galería.
Sin embargo, Nader Nadery, consejero personal del presidente Ghani, ha asegurado que «el Código Penal dispone ahora de un capítulo entero criminalizando la práctica de los ‘bacha bazi'», según ha explicado a AFP. «Esperamos que las enmiendas al Código sean adoptadas e implementadas durante este mes dando así un gran paso para terminar con esa tradición desagradable», ha añadido.
El capítulo en cuestión, titulado «Conduciendo a los niños hacia la corrupción moral», no sólo prohíbe la práctica sino que también establece que «las víctimas no pueden ser procesadas». Este punto es de suma importancia porque en Afganistán las víctimas de violaciones y abusos sexuales, sobre todo mujeres, también están consideradas como parte del crimen y, por lo tanto, sujetas a penas de prisión.
«Ahora la Ley define a los que utilizan a los ‘bacha bazi’ como criminales y no deja lugar a ninguna ambigüedad», ha explicado Nasrullah Stanekzai, otro de los consejeros del presidente. «Entre las penas establecidas para los infractores destacan los siete años de prisión para los casos de asalto sexual, y la pena de muerte para los casos con agravantes como la violación de más de un niño».
Parlamentarios se oponen a la utilización de los «niños bailarines» va más allá del aspecto sexual. Para los comandantes de la policía y el ejército, los señores de la guerra y los miembros de las élites política y económica del país los «bacha bazi» representan un símbolo de estatus, autoridad y opulencia.
Por este motivo diversos parlamentarios afganos ya han anunciado que se opondrán con todas sus fuerza a la Ley. «He recibido varias llamadas telefónicas de miembros del legislativo asegurándome que nunca dejarán que la Ley sea aprobada por el Parlamento», ha explicado Soraya Sobhrang, miembro destacado de la Comisión Independiente de Derechos Humanos de Afganistán.
Asimismo, Sobhrang ha descrito la iniciativa como «una batalla para salvar a los esclavos del siglo XXI». Una confrontación que no será fácil y que tendrá que luchar cara a cara con una de las tradiciones más controvertidas del país. Por ello, las enmiendas al Código Penal han sido aprobadas a través de un decreto presidencial durante el actual receso parlamentario, evitando así a aquéllos que se oponen a la misma.
Pero para Sobhrang esta triquiñuela política no es suficiente ya que cuando la Ley sea revisada por el Parlamento muchos legisladores harán todo lo posible para anularla o presionar a Ghani para que no la implemente. La batalla para acabar con los niños esclavos sexuales, muchos de ellos secuestrados o vendidos por sus propias familias, sólo acaba de comenzar.
La pregunta es … ¿Cómo pueden decir que pondrán freno a la violencia sexual, infantil, o machista, si la propia guerra es la máxima expresión de dicha violencia?
Alicante España 19 de Septiembre 2019

“La Raza…
Dr. Jorge Bernabé Lobo Aragón
(Argentina)
Hace unos días se conmemoró en nuestro país el día de la raza en honor al descubrimiento de América por  el Almirante Cristóbal Colon en el año 1492. Actualmente llamado día del respeto a la diversidad cultural sirvió solamente para un  fin de semana de sosiego y apaciguar los ánimos en vistas a las elecciones presidenciales de fines de este mes. Lamentablemente se pasó de largo la festividad para darle rienda a la posibilidad de que ingrese algunos dinerillos a través del turismo. Se planteó por algunos hasta la posibilidad de eliminar  la celebración en razón de la violenta colonización  y la crítica al trato de los indígenas por parte de los colonizadores.  Pero al lamentarse el descubrimiento se rechaza nuestra historia, las esencias de lo que somos, se impugnan nuestras raíces, se injuria a nuestra raza.  Y es notable que el rechazo de  algunos a lo que nosotros somos lo realicen, como es natural que sea, en esa lengua española que la mitad de América habla gracias a la conquista que ellos lloran. Si la conquista no se producía no hubiéramos tenido un modo de trascender más allá de los menguados límites a que se reducía el hábitat de la tribu. Sin la conquista no hubiéramos tenido la escritura, con la que ellos difunden su pensamiento. Claman por un supuesto  despojo de tierras, exigiendo su devolución, en nombre de comunidades trashumantes, nómades, que han carecido del concepto de propiedad de la tierra. Noción que las culturas clásicas heredaran de antiquísimas comunidades arias de la India. En una sociedad como la nuestra, que rechaza las discriminaciones raciales, pretenden tratos especiales para ciertos individuos en razón de las etnias de las que con purezas bastante discutibles, dicen descender. Reclaman mejores condiciones higiénicas y atención médica para comunidades que seguramente las precisan y las merecen, al mismo tiempo que reivindican las ciencias de pueblos que sólo conocieron las artes mágicas del brujo de la tribu. Al congratularme al 12 de octubre y a todo lo que esta fecha representa, interpreto que no contradigo los anhelos de los modernos indigenistas, pues ellos también adhieren, en la práctica y aunque no lo reconozcan, a la lengua española, a la escritura y a la aritmética, al uso de la rueda, a las ciencias médicas, al concepto de propiedad territorial. Valores todos que se aprecian y que en América existen gracias al descubrimiento y a la conquista. A este homenaje me permito extenderlo abarcando también la figura prócer de Don Hipólito Yrigoyen, quien a esta fiesta le dio el nombre de día de la raza. Irigoyen, en el texto de su decreto, nos enseña y nos exhorta: “la España, descubridora y conquistadora, volcó sobre el continente enigmático y magnífico el valor de sus guerreros, el denuedo de sus exploradores, la fe de sus sacerdotes, el preceptismo de sus sabios, las labores de sus menestrales y, con la aleación de todos estos factores, obró el milagro de conquistar para la civilización la inmensa heredad en que hoy florecen las naciones a las cuales ha dado, con la levadura de su sangre y con la armonía de su lengua, una herencia inmortal que debemos afirmar y mantener con júbilo y reconocimiento”. Y así, con júbilo y reconocimiento, a una acción descubridora y conquistadora cuyos frutos somos los pueblos de media América, debemos congratularnos con la fecha y agradecer al presidente que la instituyera como día de la raza.

                                               

KAFKIANISMO
Ángel Medina
(Málaga-España)
                                                               
No sé, lector, si habrás tenido alguna vez la sensación al coger la pluma para escribir algo, de que la mente se queda en blanco, porque lo que quieres transcribir del pensamiento al papel no se muestra, y cuando lo hace es tan cacófono en lenguaje que lo quiere expresar que se diluye la tinta y se emborrona antes de convertirse en reflejo de la idea. Y esto es justamente lo que siento en estos momentos: si sería mejor no decir nada, pues resulta que es precisamente de eso de lo que quiero hablarte. De la Nada. 
En buena lógica estas líneas deberían estar en blanco. Porque, ¿la “nada” es nada o tal vez algo? Y si fuese algo, ¿podría provenir algo de la nada?  Pero, como necesitamos poder expresarnos para transmitir las ideas habremos de renunciar a buena parte de la lógica y ser incongruentes, aceptando utilizar siquiera un lenguaje metafórico aproximativo.    
Hay gente que se aferra a la” nada” más bien que a “algo”.  Sencillamente admiten la existencia de algo, pero niegan la Mayor. Aceptan lo inmediato, incluso lo tangible, pero rechazan que deba tener una causa. Silogismo inconcluso. Y la respuesta es “nada”. Es tal cosa, porque sí. Afirman el ser y niegan el ente. La expresión abarca de lo sencillo a lo complejo. Lo primero, por ejemplo, cuando ocurre un suceso, se le resta importancia diciendo “no hay que preocuparse; es nada”.  Pero ¿cómo se niega lo que antecede a lo presente, si se está afirmando el hecho? En cuanto a lo segundo se recurre a la reflexión filosófica -Sartre se refiere a ella en su obra “L´être et le neant” (el Ser y la Nada), donde dice que, mientras que los objetos no tienen consciencia de su existencia (por ejemplo, una piedra), el hombre, al tenerla, está en condiciones de reconocerse, si bien ello implica admitir su procedencia primera como algo “que es”, contrario a lo inexistente.  De lo que se colige la causalidad.
 Por tanto- tomando como partida de la pregunta la percepción de su existencia- ¿puede el hombre aceptar sin más acabar en “nada”? ¿Adónde conduce la nada? ¿Qué explica la nada? ¿Es integración o absurdo? ¿Caos en lugar de orden?
A poco que nos introduzcamos en la reflexión nos iremos sumiendo en la aporía. Por eso, a veces las cosas solemnes se diluyen mejor en el prisma de lo grotesco. En la moraleja de la parábola, diciendo de   lo serio en el lenguaje de lo absurdo. Verdades de payaso.
¿Queréis una versión surrealista?  ¡Pues hela aquí!
Conozco a un sesudo, del cual dicen que está como una cabra, pero siempre genial y sarcástico, presto a responder con causticidad y muy locuaz. Y hablando de la “nada” me desconcertó diciéndome que a veces también la nada produce algo. Luego, desbrozó su idea con plasticidad.
Había una vez un hombre muy pobre. No tenía nada a excepción de su imaginación. ¿Y qué es la imaginación sino humo, algo etéreo, es decir, nada? – insinuó-Nuestro hombre tenía que subsistir, por lo que se decidió abrir una tienda. No disponía de medios para hacerse propaganda, optando por   rellenar a mano unas octavillas en las que figuraba escuetamente la palabra “NADA” y una dirección, esparciéndolas como un reguero por las calles de la ciudad. Y como la gente no quiere preocupaciones, pero en el fondo siente curiosidad por las cosas más inverosímiles, resultando el anuncio sugerente, acudió en masa.
En la puerta colgaba un cartel que invitaba a que cada cual- gentileza de la casa- se sirviese la bebida que quisiera. Misión imposible, pues no disponía ni de botellas ni copas. Nada.
A partir de aquí comenzaba lo estrafalario y la incongruencia, porque al entrar no había personal que les pudiera atender. Ni dependiente, ni nada. Tan solo un holograma que proyectaba la inubicable figura de un hombrecillo de aspecto astuto y mirada retorcida. Nadie con quien regatear ni pagarle. ¿Pagar, el qué, si dentro del habitáculo tampoco había mercancía ni género alguno? Luego si no compraban, tampoco tenían que abonar nada. Así, en una rueda que giraba alrededor de lo irracional, pasada la sorpresa inicial, pensando que les habían tomado el pelo, igual que entraban, salían. La bobada les había hecho perder el tiempo para nada. El último en entrar fue un hombretón grueso y sudoroso, vestido de negro de pie a cabeza, (otra vez la nada, pues el negro es la ausencia de todos los colores, simbolizando el fin) portando un carterón desollado por el uso y de idéntico color. Y allí mismo, tras ojear en derredor suyo, escrutando hasta el último rincón, convencido que no había nadie más, se plantó ante los dos rayos de luz del láser e hizo unas preguntas al fotografiado; al no obtener respuesta (cosa lógica, porque al que veía no estaba: o sea, otra vez nada) sacó del maletón una calculadora y empezó a aporrear el teclado como un poseso. A continuación, rellenó un impreso y, dando por finalizada su tarea lo dejó a sus pies, bufó y se marchó ufano.
El día amaneció plomizo. La cola era larga; no hay nada que enaltezca más el ánimo que acudir a Hacienda a pagar cualquier clase de impuesto con el que se desagua la sangre de nuestras economías. El funcionario de información estaba cabizbajo, y al levantar la mirada observó que habían depositado sobre el mostrador un formulario cumplimentado, en cuya casilla final figuraba el guarismo “0” (lo que equivale a nada). Lo repasó de arriba abajo y farfulló algo entre dientes, disponiéndose a devolver sellada la copia del mismo.  Su sorpresa fue grande al comprobar que no había nadie.  Y con gesto mecánico, empujó la copia de mala manera, viniendo a caer a los pies del despistado que acababa de entrar. Al instante, temeroso de la Gran Recaudadora, y tal vez pensando que Hacienda somos todos, la recogió sumisamente, considerando por lógica que debía de ser para él, y sin pensarlo (en ocasiones nos dejamos orientar por el impulso y no por el análisis, lo cual no conduce a nada) se encaminó taciturno hacia la ventanilla de pagos, y confundiendo el empleado la casilla, acabó abonandola.
Y así, la “nada” produjo el efecto de “algo”, pues no siendo reconocida, acaba por perturbar el sentido de cualquier razonamiento. Porque, de algo y no nada estoy convencido: para enfrentarnos a la nada es necesario reflexionar acerca de su extraña lógica irracional; esto es, adónde conduce abrazarse a ella. Y, como mínimo, llegaremos a la conclusión que a ninguna parte. Finalmente, a eso, a nada. Pues eso. Más de nada.
LA INVASIÓN NAPOLEÓNICA A ESPAÑA EN 1808 Y SUS CONSECUENCIAS EN MÉXICO
Jaime  Solís  Robledo
Ciudad de México, octubre 18 de 2019.   
Pocos mexicanos han calibrado con detenimiento el impacto que tuvo en la Nueva España la abdicación del rey Fernando VII como consecuencia de la invasión napoleónica a la península Ibérica. El resultado fue una gran agitación social y política entre Peninsulares (españoles nacidos en la Península que vivían en México), Criollos (hijos de españoles nacidos en Nueva España), y Mestizos (mezcla de sangre española con indígena). Gobernaba en 1808 el virrey José Francisco de Iturrigaray. En esa agitación cada clase social llevaba sus propios intereses: los Peninsulares se desvivieron por apoyar con todo a Fernando VII con el claro objetivo de conservar los privilegios que tenía como clase dominante, con todos los privilegios económicos, políticos, religiosos y sociales; los Criollos con su objetivo de desplazar a los Peninsulares como clase usufructuante de los mas altos cargos dentro del clero, el ejército, el comercio y el gobierno. Finalmente, los Mestizos calcularon que era el momento de sacudirse la explotación, humillaciones y marginación en que estaban.
Fue por conducto del clero católico como los Peninsulares desplegaron su amplia campaña en las principales ciudades del reino, en apoyo al rey depuesto por los franceses; la estrategia que siguieron fue movilizar a los feligreses católicos, inyectando en ellos la idea de que su rey estaba en serio peligro al igual que su familia y había que prepararse para defenderlo hasta con la vida. En el presente texto transcribo algunos párrafos de los pronunciamientos que emitieron algunos de los muchos Ayuntamientos establecidos en la Nueva España tratando de conmover al pueblo y despertar en él, por vez primera, el sentimiento patriótico.
La noticia de la invasión y abdicación de Fernando VII llegó a México a través de las gacetas fechadas en Madrid el 13, 17 y 20 de mayo de 1808; fue el barco Ventura el portador de ellas y ancló en Veracruz el 12 de julio del año citado. Narra la escritora Guadalupe Nava Oteo en su libro CABILDOS DE LA NUEVA ESPAÑA EN 1808: “A San Agustín del Palmar (hoy Tlalpan), lugar de recreo adonde se encontraban las principales familias y el Virrey, llegaron las gacetas dando a conocer lo acontecido en España. La anarquía política dominaba en la península”. La misma autora nos refiere las adhesiones que recibió el Virrey por parte de los Ayuntamientos, de los cuales sólo tomé algunas muestras.
“Veracruz, primer pueblo que les juró vasallaje en este continente, leal, reconocida y singularmente amante de sus monarcas… “está pronta a sacrificar las personas, vidas, haciendas y cuanto pende de sus habitantes para la más digna e importante empresa que han presentado los siglos a los corazones españoles”…  GUANAJUATO: “El Ayuntamiento, la minería y todo el pueblo, inundados del mayor regocijo, se han mantenido en continua agitación, sin oirse de dia y de noche otras voces en todas las plazas y calles que las de ¡Viva Fernando VII! Y no contentos con esto, han adornado sus cabezas y pechos con tan gloriosa divisa de su amor y fidelidad…”  GUADALAJARA:  “El ilustre Ayuntamiento, la nobleza y el pueblo graduaron de falsas las abdicaciones y ofrecieron morir mil veces, antes que faltar a la fidelidad que deben a su legítimo rey”…
PUEBLA: “…prueba nada equívoca de esa verdad es la ocurrencia de haberse presentado de su voluntad al señor Intendente casi todo el pueblo, a pedir las armas en defensa de su rey, de la religión y de la patria. Esos son los sagrados objetos que esta muy noble y leal ciudad de Puebla de los Ángeles dirige sus empeños”… PERO EL QUE SE LLEVA LAS PALMAS EN SERVILISMO Y ADULACIÓN FUE EL TESORERO DE ACAPULCO: “quien por sí y a nombre de su mujer y sus seis hijos (de cuya lealtad responde), jura a Dios nuestro Señor y a la Señal de la Santa Cruz y al excelentísimo señor José de Iturrigaray, fidelidad, obediencia y respeto… MAS ADELANTE EXPRESA: “Giral de Crané ofrece al excelentísimo señor José de Iturrigaray, un ganadero siempre vivo que a su nombre sirva de escolta a su valerosa persona… “Y su hijo don Mariano José, de edad de doce años, pidió lleno de gozo a su padre ofreciere ciento once pesos, tres reales que ha juntado en cerca de cuatro años en una alcancía”…
Sin embargo, la voz de los Criollos, hartos de que los Peninsulares acapararan los mas altos cargos públicos, militares, eclesiásticos y comerciales, asi como la profunda inconformidad de los Mestizos, se escuchó por conducto del Ayuntamiento de la ciudad de México de donde partió la sugerencia a Iturrigaray para declarar independiente a la Nueva España, en tanto los franceses tuvieran sometido a Fernando VII y no abandonaran España. Al respecto me permito citar al destacado escritor Manuel López Gallo:
“A raíz de la renuncia al trono de Carlos IV a favor de su hijo Fernando, y de la invasión de los franceses a España, el Ayuntamiento de la ciudad de México, en el año de 1808, propuso al virrey Iturrigaray un plan encaminado a independizar a la Colonia, en virtud de los acontecimientos ocurridos en España. Los peninsulares dándose cuenta de la martingala ideada por los criollos, depusieron al virrey, aprehendiendo entre otros, a los licenciados Verdad y Azcárate, asi como a Melchor de Talamantes, fraile de la orden de la Merced”.
La represión contra los promotores de la independencia de la Nueva España  fue despiadada; el movimiento se aplacó y el virrey fue destituido. Sin embargo la idea de la independencia se propagó a tal grado que al siguiente año (1809) se descubrió una conspiración encabezada por criollos, la cual fue también reprimida. Asi se generó espontáneamente un tácito acuerdo entre Criollos y Mestizos, para estallar en septiembre de 1810 un movimiento armado que debía iniciarse en octubre, mismo que arrastró a gran parte de la clase Criolla, Mestiza, Indígena y al pueblo mas explotado. Su lider inicial fue don Miguel Hidalgo, continuándola el visionario y genial José Ma. Morelos quien lo desligó del nombre de Fernando VII y planteó la total independencia con respecto de España. A la muerte de Morelos el movimiento con mucho sacrificio fue sostenido por la guerrilla que encabezó Vicente Guerrero Saldaña hasta llevarlo al triunfo, aliado con el jefe realista Agustín de Iturbide.

1 comentario en “CRÓNICAS, ARTÍCULOS Y ENSAYOS”

  1. Estimada Eunate: Terrible lo que relatas de Afganistán. Bacha bazi…Vergüenza no solo para Afganistán, sino para toda la humanidad.
    Un fraternal abrazo desde Colombia

    Jaime

    Responder

Deja un comentario